Viajar con niños II

children-flight

Hace años, muchos padres nunca hubieran soñado con llevar a sus preciosos pequeños al extranjero. Volar por el mundo con un bebé antes estaba reservado para los ricos y famosos que podían pagar un ejército de niñeras y equipaje. Incluso cuando el transporte aéreo se hizo menos exclusivo, la amenaza de misteriosos gérmenes extraños, alimentos extraños y quemaduras de sol era suficiente para mantener a muchos padres en su casa hasta que el bebé tuviera al menos edad escolar!

Afortunadamente, los padres más modernos se dan cuenta de que los destinos turísticos como la Costa del Sol son muy orientados a la familia y con tantas comodidades de casa a mano, las cosas pueden ser tan similares o diferentes a la rutina normal como elijas!

Ir de compras

Esenciales para bebés como pañales, leche de fórmula y alimentos de destete se pueden encontrar fácilmente en uno de los muchos supermercados y farmacias en Málaga, aunque los precios varían mucho entre las tiendas.

La mayoría de las marcas de agua cuentan con un bebé o un símbolo de botella, pero si no la ves, comprueba el análisis mineral de ‘Na’ o ‘sodio’ – este debe ser lo más bajo posible y absolutamente inferior a 19. En general, el agua de Málaga es apta para el consumo, sin embargo, como la mezcla de mineral es diferente, esto puede causar problemas estomacales leves en los más pequeños.

Si comes fuera, la mayoría de los restaurantes reciben bien a los huéspedes pequeños, pero ten en cuenta que se suele comer y cenar más tarde, lo que puede causar estragos si estás tratando de mantener una rutina familiar.

Pañales
‘Dodots’ están disponibles en casi todos los supermercados. Pero ellos son la marca más cara y muchas marcas propias de las tiendas son más baratas e igual de buenas.
Pañales de natación están fácilmente disponibles ya que muchos complejos turísticos (y los muchos parques acuáticos en la zona) no permiten niños en la piscina sin la protección adecuada. Asegúrate de llevar suficientes bolsas de pañales o similar para desecharlos de forma segura. Como sabéis, el calor hace que cualquier basura empiece a oler muy rápidamente – incluso con recogidas regulares – atrayendo a moscas y otras sorpresas desagradables!

dodot

Caras de niños y lugares sensibles

Es encantador ver a los pequeños disfrutar del sol o jugar en una de las muchas playas en la costa, pero como todos sabemos, la piel de los niños es mucho más sensible y debemos tener mucho cuidado con la protección solar.

Los bebés menores de 6 meses deben estar completamente fuera de la luz solar directa, y los niños más grandes llevar ropa ligera y fresca, con un factor de protección solar alto y un sombrero de ala ancha adecuado (lo sabemos, es más fácil decirlo que hacerlo!). De hecho, si viajas a Málaga, se recomienda que los niños llevan sombrero y loción solar fuera de la temporada alta para protegerlos de una mayor exposición UV de lo que están acostumbrados a en casa. Asegúrate de aplicar protector solar regularmente (especialmente después de la natación y secado con la toalla) y si tu pequeño es un bebé acuático, presta especial atención a la cara, el cuello y los hombros – áreas que son más propensos a ser quemados mientras que está en el agua.

Gafas de sol son una necesidad para los niños mayores, y asegúrate de que estén fuera del sol durante las horas más calurosas del día (12 a 16 h). Justo a tiempo para una siesta!

family-beach

En la tercera parte de nuestro guía para Viajar con Niños, vamos a hablar de cómo mantener a los niños sanos y salvos mientras disfrutan de sus vacaciones de verano en Málaga!

Una respuesta a Viajar con niños II

  1. Pingback: Viajar con niños I | Blog de MalagaCar.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *